Las Montañas Azules están consideradas sagradas y están situadas al Sur de la India. En ellas existe un Ashram de la Jerarquía cuyo responsable es el Maestro Júpiter o Agastya. 2º Rayo de Amor y Sabiduría.
Nuestro planeta está gobernado sobre todo por dos Jerarquías. Éstas actúan simultáneamente en todos los sistemas. Tienen su morada o Ashram en los Himalayas y en las Montañas Azules y trabajan coordinadamente.
Normalmente el Ashram de los Himalayas se ocupa de la evolución de los seres pero cuando se necesitan energías extras, los Maestros del Ashram de las Montañas Azules intervienen y juntan fuerzas.
A primeros del siglo xx y para la recepción y anclaje de las energías de la Era de Acuario y a través de la constelación de Sirio, se concibió un Plan entre los dos Ashram y otros cinco más. La finalidad fue llevar a la Humanidad hacia la síntesis y que pudiera recibir las Energías de la Nueva Era o también llamadas Energías de Síntesis.
En esta Era de Acuario Agastya es quien va a dar un tremendo impulso para hacer que la kundalini se eleve hasta el Centro del Corazón...
 MANTRAM SOLAR "LA GRAN INVOCACIÓN"
Música: Cánon en Re Mayor de Johann Christoff 



¡BIENVENIDOS/AS! 


Un fraternal abrazo a todo este bello grupo de amigos… 
Es nuestro deseo que estemos unidos en esta conciencia de luz y sigamos ayudándonos en el viaje a nuestro conocimiento interior... Con este propósito nace este Blog: Un espacio de encuentro, variado y didáctico que  compartimos con amor en la unidad que somos.
Iremos alojando en él las nuevas grabaciones que venimos realizando de los seminarios que se imparten en Córdoba (España), así como todo el material que se vaya generando y sea de interés. 
Nuestro más sincero agradecimiento a los Maestros de Sabiduría, así como a todo el grupo de compañeros/as que aportan su trabajo y  servicio, ayudándonos en este camino de evolución individual y grupal.
Queremos hacer una mención especial para Sara González Niza, un ser entrañable. ¡Gracias querida Sara por recibirnos en tu casa y transmitirnos las enseñanzas del Tibetano "Tu Maestro Tibetano"!
Vaya también nuestra Gratitud a la Sala "El Quiñón" por abrirnos sus puertas a cuántas propuestas y novedades seguimos compartiendo: Gracias Tona, Arturo y a  todos los que hacéis posible que disfrutemos de este  bello entorno natural  en Córdoba.
¡Que nuestras vidas estén llenas de mucha paz y amor para dar y recibir!
Un fuerte abrazo y  compártelo,  pues compartir es fácil porque lo que sale del alma el corazón lo expande. 
Emi & Pilar Molero.


NOTA ACLARATORIA:

Este blog carece de intereses comerciales de ningún tipo. Sólo se ha creado con el propósito de compartir artículos, audios, libros, web, vídeos tomados de la red, así como alguna fotografía y vídeos de los seminarios impartidos en Córdoba, que puedan sernos de utilidad a este grupo de crecimiento personal y, así como a todos los que a él quieran acercarse de buena voluntad .
Si por alguna razón de lo aquí expuesto, alguien se sintiera perjudicado o no desea que aparezca su imagen o trabajo, le ruego me lo hagan saber a través del apartado CONTACTO y, será retirado de inmediato.
Este blog no se hace responsable del uso indebido que puedan hacer terceras personas con el material aquí expuesto.






BREVES LECTURAS... 



EL OTOÑO Y SU PAISAJE
En esta estación, cuando el verde se vuelve ocre y las hojas amarillas y naranjas luminosos, en este cambio de decorado, una luz envuelve el ambiente, y nos va dejando sus historias, recordándonos al mismo tiempo el cambio en nuestra piel.
En estos tiempos difíciles en los que hemos ido perdiendo el contacto con la naturaleza; pero sin embargo seguimos fieles a la cita estacional que nos deja un insólito brillo interior y una serenidad de terciopelo. Tomamos Consciencia de que los días se acortan y en cada ocaso el sol se despide con la demostración más humilde que la naturaleza nos enseña y regala;  él, que nos dio luz y calor, postra su magnificencia y esplendor ante nuestros ojos.
Esta cita con el otoño invita al alma a tejer nuevos sueños con la experiencia de luz recibida.
Una vez recogida la siembra, vamos eligiendo los mejores frutos y el mejor grano y empezamos a proyectar el próximo reto, para la nueva siembra…
También es muy interesante y profundo lo que nos dice José María Toro sobre el otoño: “Las hojas no caen, se sueltan…” y continúa:
“Siempre me ha parecido espectacular la caída de una hoja.
 Ahora, sin embargo, me doy cuenta que ninguna hoja “se cae” sino que llegado el escenario del otoño inicia la danza maravillosa del soltarse.
Cada hoja que se suelta es una invitación a nuestra predisposición al desprendimiento.
Las hojas no caen, se desprenden en un gesto supremo de generosidad y profundo de sabiduría: la hoja que no se aferra a la rama y se lanza al vacío del aire sabe del latido profundo de una vida que está siempre en movimiento y en actitud de renovación.
La hoja que se suelta comprende y acepta que el espacio vacío dejado por ella es la matriz generosa que albergará el brote de una nueva hoja.
La coreografía de las hojas soltándose y abandonándose a la sinfonía del viento traza un indecible canto de libertad y supone una interpelación constante y contundente para todos y cada uno de los árboles humanos que somos nosotros.
Cada hoja al aire que me está susurrando al oído del alma ¡suéltate!, ¡entrégate! ¡abandónate! y ¡confía!
Reconozco y confieso públicamente, ante este público de hojas moviéndose al compás del aire de la mañana, que soy un árbol al que le cuesta soltar muchas de sus hojas.
Tengo miedo ante la incertidumbre del nuevo brote.
¡Me siento tan cómodo y seguro con estas hojas predecibles, con estos hábitos perennes, con estas conductas fijadas, con estos pensamientos arraigados, con este entorno ya conocido…!
Quiero, en este tiempo, sumarme a esa sabiduría, generosidad y belleza de las hojas que “se dejan caer”.
Quiero lanzarme a este abismo otoñal que me sumerge en un auténtico espacio de fe, confianza, esplendidez y donación.
Sé que cuando soy yo quien se suelta, desde su propia consciencia y libertad, el desprenderse de la rama es mucho menos doloroso y más hermoso.
Sólo las hojas que se resisten, que niegan lo obvio, tendrán que ser arrancadas por un viento mucho más agresivo e impetuoso y caerán al suelo por el peso de su propio dolor.”
Reflexionando amigos pienso que el otoño no es la muerte, es la vida mutando, es recambio en la infinita escalera de nuestra vida.
Nosotros también vamos con este ciclo.
Hoy, en el caer de esta tarde, me pongo a “volar” recolectando recuerdos de la memoria de otros tiempos… Y este recuerdo tiene que ver con el ángulo místico, con el recogimiento, con una luz misteriosa y un sosiego del corazón, que se une al Universo y me acerca como un imán a lo inefable, en bello silencio que me conforta y me llena de paz… en esta hora. Este poder misterioso “me toca” en este momento y esta luz oxigena mi espíritu, liberándolo… Cuando llega el crepúsculo, es cuando la atmósfera se torna mágica, y después se inunda el cielo de estrellas reveladoras… Es la hora en que se une el murmullo de las plantas y el del agua en convivencia desde antaño…, dando señales de una fiel supervivencia.
Este espíritu blanco y celeste nos llena la mirada de un misterio indescriptible que hemos de compartir con la humanidad misma…
Nuestro esfuerzo ha de perseguir esta finalidad. Hemos de incluir compartir nuestra cosecha “de luz”. Hemos de ayudar a pasar esta “Noche Oscura del Alma” época difícil sí, la que estamos viviendo todos - y aunque sepamos que el sol como fuente de vida retornará mañana sin falta-, si “el sol del corazón” se va alejando, vendrá más frío y escaseará todo… de ser así, la captación evolutiva y cósmica no será posible…
                                                                                                                       Octubre-2016


 


Conciencia Grupal

Torkom Saraydarián

Un grupo es una reunión de personas que tienen una meta en común y que tratan de alcanzar esa meta a través de la cooperación, la perseverancia y el motivo desinteresado. La intención de cada miembro es hacer al grupo saludable, feliz, próspero, iluminado y seguro.

El número de miembros en un grupo puede ascender a tres, o a millones, pero a medida que el número de miembros aumenta, mayor virtud y mayor eficiencia son requeridas para mantener al grupo intacto. Una familia puede ser un grupo; una iglesia puede ser un grupo; una nación puede ser un grupo. Incluso la humanidad como una totalidad puede ser un grupo global.

La conciencia grupal es la suma total de las conciencias de los individuos quienes, a través de los esfuerzos sinceros, han unido, fusionado y mezclado sus conciencias con la conciencia de los demás. Un grupo no es un grupo verdadero a menos que las conciencias de los miembros de ese grupo estén fusionadas, unidas y mezcladas mutuamente. A esto se denomina “tener una mente” o conciencia grupal.

La conciencia grupal puede ser desarrollada al adherirse a los siguientes ochos principios:

1-Los miembros del grupo deben aprender el valor del respeto y deben practicarlo mutuamente. A menos que las personas en un grupo se respeten mutuamente, no puede existir un grupo real. El respeto debe estar presente en la conducta, palabras, sentimientos y pensamientos de cada persona hacia los demás miembros del grupo. Esto es verdad incluso en el grupo de la familia. Si los miembros de una familia no se respetan mutuamente, no habrá familia.

... El no tener respeto entre los miembros del grupo es como tener un muro de piedra construido sin cemento.

Una familia o un grupo, existe y crece solamente cuando los miembros se respetan mutuamente.

Los miembros del grupo deben promover una meta común. Si la meta es clara en la mente de los miembros, tendrán mejor comunicación el uno con el otro y cooperarán más inteligentemente. La meta debe ser el eje del grupo, alrededor de la cual los miembros deben organizar sus vidas y actividades.

2-… La meta grupal demanda que cada miembro renuncie a sus metas individuales o por lo menos no fuerce sus metas particulares sobre el grupo. El director de una orquesta demanda que todos los músicos toquen su parte en la sinfonía, la cual es la meta de la orquesta. ¿Pero qué sucederá si algunos músicos tocan su propia música en la orquesta?

Para ser parte de la conciencia grupal, los miembros deben renunciar a las actividades, sentimientos y pensamientos que no sean apropiados a la meta común del grupo.

3- Los miembros del grupo deben tratar de trabajar en armonía mutuamente, promoviendo la meta grupal y las metas de los miembros individuales que no contradicen a la meta grupal. Por ejemplo,… el ayudarse mutuamente a alcanzar las metas individuales no contradice el interés de la meta grupal, siempre que las metas individuales no sean contradictorias con la meta grupal…

Conforme la abundancia de sabiduría, amor, solemnidad, pureza y belleza aumenta en el grupo, todos comparten la abundancia grupal.
En algunos casos puede ser necesario para los miembros subordinar sus metas individuales y dedicarse totalmente a las metas del grupo. De esta forma el grupo alcanza su meta y provee condiciones para que el individuo alcance aquellas metas personales que no contradicen la meta grupal.

4- Los miembros del grupo deben proteger el grupo y a sus miembros de ataques y peligros. Esto deviene en conciencia grupal, progreso, integridad e influencia para el grupo…

La humanidad es como el cuerpo humano, pero por siglos ha fracasado en ver esta condición tan básica de la vida y no ha trabajado para la unidad, la cooperación y la armonía… Uno debe pensar por qué la humanidad ha sufrido a través de las eras. La respuesta es clara: el grupo humano y sus miembros individuales han estado rompiendo la Ley de Conciencia Grupal y… han actuado por intereses separatistas… Esto significa que las personas están trabajando en contra de su propia supervivencia, en contra del proceso de formación de la conciencia grupal.

5- Los miembros del grupo deben fomentar y evocar el esfuerzo para desarrollar potenciales mayores en cada uno… Cada ser humano, grupo y nación debe ayudar a los demás a ser más eficientes, más prósperos e iluminados, para que la humanidad – que es el cuerpo de todas las agrupaciones – alcance su meta suprema: el cultivo de la conciencia global…

6- Los miembros del grupo deben aprender a ser tolerantes y a perdonar a los demás miembros del grupo, dándoles la oportunidad de adaptarse al trabajo del grupo.

Un grupo sano algunas veces descarta automáticamente a miembros destructivos y después de esta expulsión gana mayor salud y poder… Algunas veces las personas dejan un grupo para encontrar uno más adecuado a su propia naturaleza. Estas personas pueden darse cuenta por sí mismas si fueron arrojadas por la energía del grupo, o eligieron dejar el grupo para una oportunidad mayor de progreso… pero no debe olvidar que el desarrollo y el progreso son solamente posibles en el trabajo grupal, en la cooperación y la disciplina.

7- Los miembros del grupo deben cultivar la sensibilidad más profunda para darle dirección al grupo, a la luz de la meta grupal.

… La sensibilidad nos conduce a niveles superiores de conciencia, donde podemos dar incluso un servicio mayor para el grupo.

8- Los miembros del grupo deben incrementar la alegría de los demás miembros del grupo. … Cada miembro del grupo debe examinarse a sí mismo preguntándose, “¿Cómo puedo pensar, cómo puedo hablar, cómo puedo comportarme para que aumente la alegría de los demás miembros?”

Es solamente en una atmósfera alegre que las grandes labores se realizan y la conciencia grupal se desarrolla. La alegría atrae impresiones e inspiraciones superiores desde esferas elevadas de luz…

“La Psicología de la Cooperación y la Conciencia Grupal “Torkom Saraydarián

 






Una mente rica en inocencia
La verdad, el verdadero Dios -Dios verdadero, no el Dios que es hechura del hombre- no quiere una mente que ha sido destruida, una mente trivial, superficial, estrecha, limitada. Necesita una mente sana, una mente rica -rica no en conocimientos sino en inocencia-, una mente sobre la cual jamás haya habido una marca dejada por la experiencia, una mente libre del tiempo. Los dioses que ustedes han inventado para confortarse aceptan la tortura, aceptan una mente que se ha embotado. Pero aquello que es verdadero no lo acepta; quiere un ser humano completo, total, un ser humano cuyo corazón sea pleno, rico, claro, capaz de sentir intensamente, capaz de ver la belleza de un árbol, la sonrisa de un niño, la angustia de una mujer que jamás ha tenido una comida completa.
Debemos tener este sentimiento extraordinario, esta sensibilidad hacia todo: hacia el animal, hacia el gato que se pasea encima del muro, hacia la escualidez, la suciedad, la inmundicia de los seres humanos que viven en la extrema pobreza, en la desesperación. Debemos ser sensibles, lo cual implica sentir intensamente, no en cierta dirección particular, no como una emoción que va y viene, sino ser sensibles con nuestros nervios, nuestros ojos, nuestro cuerpo, nuestros oídos, nuestra voz. Debemos ser completamente sensibles todo el tiempo. A menos que uno sea tan plenamente sensible, no hay inteligencia. La inteligencia adviene con la sensibilidad y la observación.
El libro de la vida... Krishnamurti. 1 DE MAYO OCK Vol. XIV


¿Qué es una celebración de Luna Llena?
Por la Fundación Torkom Saraydarian


 Cada mes, estudiantes de las Enseñanzas de la Sabiduría Eterna se reúnen para escuchar juntos las lecturas inspiradoras y a participar en una meditación grupal. Estos encuentros mensuales son realizados el mismo día o alrededor de la fecha de luna llena.

 Algunas personas erróneamente piensan que esas sesiones son veneraciones a la luna, o alguna clase de extraña ceremonia. Ninguna de esas actividades ocurre en la tradición de las Enseñanzas. En verdad, lo que se celebra es la posición del Sol, que está en directa alineación con un signo zodiacal. La luna aparece llena por la posición del Sol. La celebración no tiene nada que ver con la luna. De hecho, muchos grupos prefieren llamar a estas celebraciones, Festivales Solares, nombrando a cada periodo de acuerdo al signo. Los estudiantes siguen lo que es llamado “astrología esotérica” en la cual han aprendido que esos son momentos importantes para la reflexión y meditación. El autor Torkom Saraydarian, un asiduo estudiante por largo tiempo de las Enseñanzas, ha escrito lo siguiente acerca de los periodos de luna llena o Festivales Solares:

“En el momento de luna llena, se establece un puente de comunicación entre la humanidad y los centros superiores. Se dice que esta línea de comunicación se extiende desde los centros planetarios al Señor Solar, a través del que se construye un canal único entre la humanidad y la Fuente de Vida.

“En el momento de cada luna llena, la luna es bloqueada por la luz del Sol en tal forma que la trasmisión el Sol es directa y no perturbada por la luna. Cada mes, nuestro Sol entra en el campo electromagnético de uno de los signos del Zodiaco y transmite su energía a la tierra, ya sea directamente o por medio del planeta regente del signo.

“Es por eso que los días de luna llena son llamados días de oportunidad, especialmente en el momento exacto de la luna llena, cuando el alineamiento de todo el sistema planetario solar está en su punto más alto de sensibilidad y contacto. “Esta oportunidad de contacto es un momento de regeneración, un momento en que uno puede contactar de nuevo su visión perdida o contactar una nueva y mayor visión, cargar todo su ser y encaminar sus pasos en el camino correcto de evolución y servicio. “El período de luna llena es el momento adecuado para hacer un alianza espiritual de mayor cooperación con la Jerarquía del planeta y la luz de nuestro Guía Interior. En el momento de la luna llena, hay una mayor oportunidad de aniquilar muchos obstáculos de nuestra propia naturaleza.

“Este contacto, llevado a cabo en todo el mundo en los grandes centros espirituales, libera una tremenda energía en todo el planeta. Esta energía vuelve más sensible al Cuerpo Etérico del planeta al Plan y Voluntad Divinos e inspiran a todos los aspirantes a lograr una mayor visión.”
Sinfonía del Zodiaco de Torkom Saraydarian, pg. xv – xvi 







¡Vive la Luz…!

(Festival de Wesak) 

… Introducidos ya en el Festival Solar de Wesak y en esta Luna Llena de mayo, en que tiene lugar esta fiesta oriental en cierto valle del Himalaya, entre Nepal y   Tíbet, de invocación-evocación anual y  participativa; de carácter subjetiva y espiritual,   que representa una gran oportunidad para sintonizarse con las energías espirituales superiores de Luz…, dispongámonos ya amigos  a invocarla y a  vivirla… ¡Os animo a participar en este festival de pura luz,  siguiendo el latido del   corazón…!  

En estos días, se multiplican e intensifican estas energías, estableciéndose así un contacto único entre el Sistema Solar y la Tierra;  y por lo tanto,  con y entre-nosotros…

Reconociendo este evento vivo, y unido a nuestro deseo de acercarnos a los mundos o conciencias superiores, se convierte este festival  en un portal  a través del cual   pueden anclarse las energías transformadoras en la Tierra, e irradiarse a las mentes y corazones de los hombres…,  ayudándonos en nuestra evolución, cosa que no es fácil…

 La  pureza de esta luz…  y   el flujo de estas energías   vivifican y facilitan  una mayor expansión de la consciencia de unidad y servicio,  individual y grupal  en esta  Era de  Acuario.

… También cada año en la celebración del Festival de Wesak, se recuerda y rinde homenaje, al nacimiento, y a la vida y muerte  de Buda,   este ser de profunda sabiduría y gran compasión que alcanzó la iluminación desarrollando la mente y practicando la bondad  en el servicio por la paz y armonía en el mundo. Tal fue su mensaje…

En esencia, Wesak,  es  un Puente Energético de Luz…,  que facilita la unión grupal con las energías del corazón, ayudando a los seres humanos en el sendero evolutivo, en el que  ya da  sus primeros pasos...

El origen del universo y  su evolución tiene sus leyes,  complejas y  difíciles de entender, pero es a través de estos hechos energéticos    como  vamos comprendiendo  lo velado a la humanidad durante tanto tiempo…

Esta irradiación solar de energía  pura al universo,  es un aporte y  ayuda para ello. Si nos mantenemos dentro de nuestro interior, en estos días de autoindagación y autoconocimiento;  de identificación con nuestros propósitos espirituales…,  para realizarlos; pero “escuchándonos” a nosotros mismos, todo se resolverá con  normalidad,   según nuestros designios y los del universo. Dejemos de reenviarnos pensamientos negativos y agitados  en estos días de Wesak,  y abracemos  las puertas del alma, hablémosle con calma diciéndole: “confío en ti”. Dejemos esa agitación confusa por las  dificultades de la vida...  No malogremos nuestro  tiempo único facilitando el proyecto  de  otros…, si no es el nuestro también. Disculpad que insista: ¡Vivamos nuestra luz…! Sigamos el dictado del  corazón…, A veces, y sin darnos cuenta, lo que más daño nos hace es un razonamiento en las ideas o pensamientos de otros.

¡Actúa en Libertad.

Deja-te Ser.

Entrégate confiadamente.

Descansa en ti

y ponte en las mejores manos:

las tuyas!

Ámate, no tengas miedo.

Déjate llevar.

Y si en algún momento

crees que las cosas se complican…,

FLUYE… y sigue confiando,

Abre los ojos del alma

… y  o b s e r v a.

No te ates con preocupaciones

inútiles, deja de angustiarte,

de agotarte y descansa en ti.

Busca la paz en ti.

Confía…

Sigamos los designios creadores, sin olvidar que, con nuestra entrega, con nuestra  energía y confianza,  (la de todos); con nuestros  pensamientos creativos y unas correctas relaciones… tanto internas como externas, ya nos  vale para conseguir un mundo mejor…, aunque  parezca lento, Saquemos nuestras propias conclusiones. Ya veremos los logros. Sea por nuestro amor. ¡Sea por el  Todo!

…Y termino con este interesante e invitador texto extraído de la Web de Sabiduría Arcana: 

La Leyenda de Wesak

“… Tal es la leyenda detrás de este Festival, y también, tal es la realidad si nos atrevemos a creerla y si nuestras mentes están suficientemente abiertas y nuestros corazones suficientemente expectantes, como para reconocer su posibilidad. Esta idea requiere que ajustemos algunas de nuestras más caras creencias. Pero, si puede ser captada y comprendida, surgirá en nuestra conciencia la posibilidad de que la raza sea consciente de su propia divinidad, pudiendo desarrollar una Ciencia de Acercamiento a las fuerzas de la Vida y verdades más profundas que aún se hallan ocultas…”

¡Qué  todos disfrutemos  de los beneficios y de  la magnificencia  de esta Luna Llena de Tauro  (Wesak)!






  
No quise dormir sin sueños:

y elegí la ilusión que me despierta,

el horizonte que me espera,

el proyecto que me llena,

y no la vida vacía de quien no busca nada,

de quien no desea nada más que sobrevivir cada día.

No quise vivir en la angustia:

y elegí la paz y la esperanza, la luz,

el llanto que desahoga, que libera,

y no el que inspira lástima en vez de soluciones,

la queja que denuncia, la que se grita,

y no la que se murmura y no cambia nada.

No quise vivir cansado:

Y elegí el descanso del amigo y del abrazo,

el camino sin prosas, compartido,

y no parar nunca, no dormir nunca.

Elegí avanzar despacio, durante más tiempo,

y llegar más lejos,

habiendo disfrutado del paisaje.

No quise huir:

y elegí mirar de frente,

levantar la cabeza,

y enfrentarme a los miedos y fantasmas

porque no por darme la vuelta volarían.

No pude olvidar mis fallos:

pero elegí perdonarme, quererme,

llevar con dignidad mis miserias

y descubrir mis dones;

y no vivir lamentándome

por aquello que no pude cambiar,

que me entristece, que me duele,

por el daño que hice y el que me hicieron.

Elegí aceptar el pasado.

No quise vivir solo:

y elegí la alegría de descubrir a otro,

de dar, de compartir,

y no el resentimiento sucio que encadena.

Elegí el amor.

Y hubo mil cosas que no elegí,

que me llegaron de pronto

y me transformaron la vida.

Cosas buenas y malas que no buscaba,

caminos por los que me perdí,

personas que vinieron y se fueron,

una vida que no esperaba.

Y elegí, al menos, cómo vivirla.

Elegí los sueños para decorarla,

la esperanza para sostenerla,

la valentía para afrontarla.

No quise vivir muriendo:

y elegí la vida.

Así podré sonreír cuando llegue la muerte,

aunque no la elija…

…porque moriré viviendo.

Rudyard Kipling.






LA RESPETABILIDAD 
Jiddu Krishnamurti


AFIRMABA QUE NO era codicioso, que se conformaba con poco, y que la vida había sido benévola con él, por más que sufría las habituales miserias de la existencia humana. Era un hombre tranquilo, flemático, que no quería ser molestado en sus hábitos. Dijo que no era ambicioso, pero que daba gracias a Dios por las cosas que tenía, por su familia y por el plácido transcurso de su vida. Estaba reconocido por no hallarse sumergido en problemas y conflictos como sus amigos y parientes. Había llegado rápidamente a ser muy respetable y feliz, embargado en el pensamiento de que era de la élite. No se sentía atraído por otras mujeres; y llevaba una apacible vida familiar, aunque existían las ordinarias desavenencias entre marido y mujer. No tenía vicios especiales, rezaba a menudo y rendía culto a Dios. “¿Qué concepto le merezco”, preguntó, “ya tengo problemas”? No esperó una respuesta, sino que sonriendo con satisfacción y melancolía procedió a contar su pasado, lo que estaba haciendo, y qué clase de educación impartía a sus hijos. Siguió diciendo que no era generoso, pero que daba un poco acá y allá. Estaba convencido de que cada cual debía luchar para conseguir una posición para sí en el mundo. La respetabilidad es una maldición; es un “mal” que corroe la mente y el corazón. Se desliza en uno subrepticiamente y destruye el amor. Ser respetable es sentirse triunfante, conquistar para sí una posición en el mundo, levantar en derredor un muro de certeza, de esa seguridad que se consigue con el dinero, con el poder, con el éxito, la capacidad o la virtud. Esta forma exclusiva de seguridad engendra odio y antagonismo en la convivencia humana, que es la sociedad. Los respetables son siempre la crema de la sociedad, y por eso son eternamente la causa de la lucha y la miseria. Los respetables, como los despreciados, están siempre a merced de las circunstancias; las influencias del medio ambiente y el peso de la tradición son para ellos de una importancia extraordinaria, porque encubren su pobreza interior. Los respetables están a la defensiva, temerosos y llenos de sospechas. El miedo está en sus corazones, y por eso la ira es su rectitud; su virtud y su piedad son su defensa. Son como el tambor, vacío por dentro pero ruidoso si se lo bate. Los respetables jamás pueden estar abiertos a la realidad; porque como los despreciados, se hallan encerrados en el empeño de su propio perfeccionamiento. La felicidad les es negada, porque evitan la verdad. Ser no—codicioso y no ser generoso son cosas íntimamente relacionadas. Ambas son un proceso de auto-encierro, una forma negativa de egocentrismo. Para ser codiciosos debéis ser activos, extrovertidos; debéis luchar, competir, ser agresivos. Si no tenéis este impulso, no por ello estáis libres de codicia, sino solamente auto-encerrados. La extroversión es una perturbación, una lucha penosa de modo que el egocentrismo es encubierto por la palabra no—codicioso. Ser generoso con la mano es una cosa, y ser generoso de corazón es otra. La generosidad de la mano es una cuestión relativamente simple, que depende de las normas culturales y cosas análogas; pero la generosidad del corazón es de un significado mucho más profundo, y requiere alerta percepción y vasta comprensión. De igual modo, no ser generoso es una satisfactoria y ciega auto-absorción, en la que no hay extroversión. Este estado de auto-absorción tiene sus propias actividades, como las tiene quien sueña, pero ellas jamás os despertarán. El proceso de despertar es penoso; y por eso, jóvenes y viejos, vosotros preferís más bien que os dejen en paz para llegar a ser respetables, para morir. Como la generosidad del corazón, la generosidad de la mano es un movimiento de extroversión, pero a menudo es penoso, decepcionante y auto-revelador. La generosidad de la mano es fácil de alcanzar; pero la generosidad del corazón no es cosa que pueda cultivarse, es estar libre de toda acumulación. Para perdonar, necesario es que haya existido una ofensa; y para estar ofendido, es preciso haber acumulado orgullo. No puede haber generosidad del corazón mientras exista una memoria referencial mientras exista el “yo” y lo “mío”.



Comentarios Sobre El Vivir, Volumen I

La verdad ha de presentarse de tal manera que, convenza sin atar y que atraiga aun sin convencer, y esto sólo puede realizarlo el lenguaje del Corazón. (V.B.A.)

Mántrams / palabras mántricas

(Vicente Beltrán Anglada)

Pregunta: Por favor nos podría hablar de la palabra mántrica ¿Cuándo la dice el ser humano?

Respuesta: Bueno, hay muchos mántrams. El Padre Nuestro es un mántram. La Gran Invocación es un mántram. El OM es un mántram. El AUM es un mántram y la palabra humana es un mántram, porque obedece a la Ley del Verbo, de Revelación. Sucede sin embargo, que no hemos desarrollado todavía completamente el centro laríngeo que es el asiento del Verbo. Y nuestra laringe no está acostumbrada a emitir sonidos mágicos, en el sentido de que las palabras que surgen a través de este centro todavía son imperfectas, porque el verbo es imperfecto. Entonces todo cuanto surge del ego, del Alma o de la Conciencia es imperfecto en su manifestación y los mántrams que surgen del centro laríngeo están matizados por esta imperfección del ego. Pero, cuando la persona se va integrando, cuando los cuerpos responden no sólo a una necesidad humana, sino también a una necesidad de tipo cósmico, entonces de desarrolla el centro cardíaco, se desarrolla el centro ajna y en el centro del corazón y de la mente surge la palabra, el verbo. Entonces lo que se precisa es: primero desarrollar la mente a un punto en que puede contener valores sagrados, lo cual significa que va a dejar a un lado los pensamientos intelectuales y habrá otra fuerza, otra energía, llamemos la energía de la intuición. Por otra parte, el aspecto de la conciencia se habrá sublimado tanto que habrá desarrollado los pétalos del corazón. El corazón ya no será el asiento sólo de la vida física del cuerpo sino que será el centro de la vida espiritual y cuando existe una correlación, una sintonía entre el centro ajna y el centro cardíaco, entonces se desarrolla el centro laríngeo. Entonces la persona puede pronunciar el Verbo, cada palabra será un mántram porque tendrá el poder de afirmación del Verbo. De ahí la importancia de que las palabras que surjan de nuestra boca sean correctas porque liberamos un impulso instintivo a través de las palabras; pero a través de las palabras podemos comunicar aquella vida sublime que procede del Reino de Dios. Hay en nosotros dos cosas a considerar muy importantes: el cáliz, es el resultado de la coordinación de la mente, el cuerpo astral y el cuerpo físico con el Verbo que es el Alma. Cuando el cuerpo está purificado el Verbo se introduce dentro del cáliz. El cáliz formado por la mente, el cuerpo emocional y el vehículo físico. Entonces todo cuanto surge de esta divina trinidad del cáliz es el asiento del Verbo, entonces no hay necesidad, tanto como ahora de pronunciar mántrams específicos. Cada una de nuestras palabras será un mántram de atracción y convencerá sin atar y atraerá aún sin convencer. Esta es la Ley del Verbo.

Vicente Beltrán Anglada

Sociedad Teosófica. Buenos Aires, 20-10-85

 




¡ FELIZ 2015 !

... Debemos sembrar nuestra Tierra interior desde los primeros días del año. 
"Hoy empieza un nuevo año. Y como los doce primeros días de un año están en relación con los doce meses que van a venir, debéis esforzaros por vivirlos lo mejor posible para poder dar a todo el año una base sólida. Recordad que ninguno de vuestros pensamientos, ninguno de vuestros sentimientos y vuestros deseos quedan sin consecuencias: son como semillas que sembráis en la tierra de vuestra alma, y estas semillas germinarán. La tierra tiene la vocación de favorecer el crecimiento de las semillas. Una vez que éstas han sido sembradas, la tierra las alimenta, y el agua, el aire y la luz del sol contribuyen también a su desarrollo. Así pues, prestad atención: aquel que por negligencia o mala voluntad siembra ortigas o cardos en su tierra interior, no debe esperar que crezca el trigo.En este primer día del año, las semillas que sembréis pueden ser también palabras como «gozo», «luz», «paz», «amor», «esperanza»... Penetraos bien de su significado y enterradlas en las profundidades de vuestra alma. Velad por ellas, y sentiréis cómo poco a poco van haciendo todo un trabajo de germinación dentro de vosotros. De esta manera podréis vivir todo el año en medio de campos fértiles y de jardines floridos. "
Omraam Mikhaël Aïvanhov


 
 



La Navidad es un nacimiento que nos invita a interiorizar, a reflexionar sobre el mundo, nuestro mundo.
Lo bello de acabar un año e iniciar otro es porque nos trae cierta "expectación..." que nos ayuda a entrar en esa dinámica consciente de nuestro ciclo de crecimiento.
Es interesante, o cuanto menos curioso, percibir como ante el nuevo año, y el cambio que nos trae,
 nuestra misma naturaleza, genera esta emoción...
...Lo bello de acabar un año e iniciar otro, es porque en este momento (aunque se puede iniciar en otros momentos del año..., ya que el tiempo es algo ilusorio), se inician nuevos desafíos de transición, de cambio en nuestra vida, por ese movimiento constante: el principio de nuestro existir. Con nuestra acción, también podemos ir mejorando nuestro entorno más cercano, con elevados propósitos y otros valores internos..., y por extensión, el mundo.
Amigos/as, manifestemos esta luz, la Luz del Alma...
¿Qué ha pasado en el mundo para que lo natural haya dejado de "ser"?
Existe una necesidad que nos diferencia de todo aquello que es inmóvil: tenemos un potencial de acción que, sin él perderíamos toda capacidad de aprendizaje y adaptación al medio, es necesario transmutar y volver a esta acción, a Ser, a saber escuchar y escucharnos, sentirnos... y alejarnos de aquellos hábitos tóxicos: físicos, mentales, emocionales..., que nos separan de la vida, y desvirtúan nuestro cuerpo y nuestra alma.
Mostremos esta Luz, esta que nos señala el camino y el rumbo correcto cuando nos perdemos...
La Luz del Alma nos da la capacidad de desarrollar la generosidad y el amor. Este debe ser nuestro pulso natural, el propósito y la meta a seguir; lo que desplegará toda la excelencia que tiene nuestro Ser.
Este momento navideño va unido a un nuevo crecimiento y oportunidad de seguir... superándonos en creatividad, ante los nuevos desafíos y adaptarnos a la vida y su evolución.

Con esta reflexión..., os deseamos ¡Feliz Nati-vidad (Nacimiento y Vida en la Verdad)!

Cordialmente Emi&Pilar Molero.


   


 EL PORQUÉ DE LA CREACIÓN
(K. PARVATHI KUMAR)
https://drive.google.com/file/d/0B1qeo2BlgVBbckVLQVhmZXRTOUE/view?usp=sharing

Lo que el Creador ha creado es la pregunta. La respuesta es: "¿por qué juega un niño?" Si podemos entender por qué un niño juega, podemos entender por qué el Creador ha creado. ¿Por qué juega un niño? No hay respuesta. Si le preguntamos a un niño: "¿por qué juegas?" Nos responderá: "¿vaya pregunta que me haces?" Cuando hacemos esta pregunta es porque nos hemos olvidado de actuar sin un motivo. Pero los niños pueden actuar sin motivo, a menos que les hayan lavado el cerebro. Ya desde niños todo lo que hacen es por puro placer. Ni tan siquiera saben que están jugando por el placer de jugar, ni tampoco tienen sentimiento de que están jugando. Sin embargo, éste no es el caso de los mayores cuando juegan. Cuando nosotros jugamos tenemos un motivo para jugar. Entonces el sentimiento de que estamos jugando por placer está con nosotros siempre. Y si seguimos manteniendo este sentimiento, entonces el juego se nos escapa. Cuando el niño juega es muy natural con el juego. El niño inventa su propio juego y se absorbe completamente en él y es feliz jugando. No tiene el concepto de que es feliz. Simplemente es feliz. Esta es la diferencia entre los niños y los mayores. Los mayores tenemos conceptos que nos hacen sentir; el sentimiento disminuye la experiencia; y, además, no sólo tenemos sentimientos sino que también tenemos motivos por los que hemos de ser felices. Y, buscando esta felicidad para nosotros, nos olvidamos de buscar la felicidad para otros. Todos estamos más preocupados por la propia felicidad que por la de los otros. Así es que hay 2un motivo en las acciones del ser humano. Nos hemos olvidado de vivir impersonalmente. Por eso únicamente el ser humano se plantea esta pregunta. Ningún otro reino se plantea tal pregunta. Es únicamente en la mente de los seres humanos que se puede plantear una pregunta así. En todo lo que hacemos queremos saber el porqué de ello. También tenemos libros para los niños que preguntan "¿por qué?" Hay libros con este título. En la Sociedad Teosófica hay un libro que se titula “Por qué” para los niños que se preguntan el porqué. Esto se debe al hecho de que hacemos algo sólo si sacamos beneficio de ello. Es un estado en la evolución en la que hacemos cosas sólo si nos dan beneficio. Por eso si le preguntas a cualquiera por qué hace una cosa, esa persona tendrá un porqué para explicarnos, pues hasta que no tengamos un porqué para explicar las cosas la experiencia nunca podrá ser completa. (...). 
Ver el texto completo aquí.


 


El propósito del Universo. 
 
Algunas enseñanzas del maestro Pastor...
( Extracto) 
"…el propósito del universo no es “una burocracia cósmica. El propósito del Universo es sencillamente Ser, o sea de expandirse y prosperar, disfrutando de la vida.
Como una rosa... ¿es qué una rosa va a considerar el hecho de que el jardinero ha de cavar la tierra, plantar el rosal, revisarlo cada mañana, va a vigilar que no haga demasiado frío o demasiado calor, y que reciba suficiente agua? ¿Va a considerar todo eso la rosa para saber en qué momento debe de abrirse y liberar su perfume en el jardín?
No, la rosa está bajo el sol y el sol la nutre, y luego, una mañana, la rosa se abre y eso es todo lo que sabe la rosa. Y con el universo pasa igual, se va abriendo. Es cierto, que al lado de eso están jardineros, las Jerarquías, pero esos jardineros no forman una estructura rígida. Mañana, puede que ya no haya necesidad de todos esos Maestros, de todos esos dirigentes.
Porque si mañana, la humanidad decide abrirse como esa rosa, para no vivir más que con el sol espiritual, con el Ser solar, entonces los Maestros ya no se requerirán, debido a que ya no serán necesarios. La Jerarquía existe, mientras que los humanos necesiten ser guiados para ser sacados de su ignorancia y de su oscuridad. Parecido al sistema judicial que es necesario, mientras que los humanos son violentos. Pero si mañana los humanos deciden volverse responsables, entonces ya no habrá necesidad de policías y de prisiones. Es la estructura de la humanidad la que engendra eso. Es la humanidad que engendra los Maestros, porque es la humanidad la que engendra la violencia…"
  

¿Qué es la vida?
(Bhagavad Gita)
La vida es una oportunidad, aprovéchala.
La vida es belleza, admírala.
La vida es beatitud, saboréala.
La vida es un sueño, hazlo realidad.
La vida es un reto, afróntalo.
La vida es un deber, cúmplelo.
La vida es un juego, juégalo.
La vida es preciosa, cuídala.
La vida es riqueza, consérvala.
La vida es amor, gózala.
La vida es un misterio, desvélalo.
La vida es promesa, cúmplela.
La vida es tristeza, supérala.
La vida es un himno, cántalo.
La vida es un combate, acéptalo.
La vida es una tragedia, domínala.
La vida es una aventura, disfrútala.
La vida es felicidad, merécela.
La vida es vida, defiéndela.


 
La Educación y el significado de la vida
J. Krisnhamurti.

"Si los padres aman realmente a sus hijos, emplearán medios legislativos o de otra naturaleza, para establecer pequeñas escuelas dirigidas por verdaderos maestros; y no los desanimará el hecho de que las escuelas pequeñas son costosas, y de que los buenos maestros son difíciles de encontrar.
Deben darse cuenta, sin embargo, de que inevitablemente habrá oposición por parte de los intereses creados, de los gobiernos y de las religiones organizadas; porque tales escuelas están obligadas a ser profundamente revolucionarias. La verdadera revolución no es del tipo violento, sino que surge del cultivo de la inteligencia y de la integración de los seres humanos que, por su mismo vivir, crearán gradualmente cambios radicales en la sociedad.
Pero es de la mayor importancia que todos los maestros en una escuela de esta clase, se reúnan voluntariamente sin que sean persuadidos o escogidos; porque libertarse voluntariamente de toda traba mundana, es la única base verdadera para un verdadero centro educativo. Si los maestros han de ayudarse mutuamente y los alumnos han de comprender los verdaderos valores, tiene que haber una constante comprensión en sus relaciones diarias.
En la soledad de una pequeña escuela, es fácil olvidar que hay un mundo externo lleno de conflictos, destrucción y miseria que aumentan constantemente. Ese mundo no está separado de nosotros. Por el contrario, es parte de nosotros, porque hemos hecho de él lo que es, que si ha de haber un cambio fundamental en la estructura de la sociedad, la verdadera educación es el primer paso."